Ud está aquí:
  1. Inicio
  2. Acerca de
  3. Herramientas de evaluación

Volver

Herramientas de evaluación

Ilustración Elisa Arguile

Según establece el artículo 4.5 de la Ley 10/2007, los planes de fomento de la lectura que se aprueben deben contener las medidas de evaluación y seguimiento que permitan valorar los logros alcanzados e introducir mejoras.

La Encuesta de Hábitos y Prácticas Culturales en España, elaborada por el Ministerio de Educación, Cultura y Deporte y diseñada en colaboración con el Instituto Nacional de Estadística, es una herramienta básica para seguir la evolución de los índices de lectura en nuestro país. De periodicidad cuatrienal, esta encuesta emplea una muestra de 16.500 personas mayores de 15 años; su última edición, publicada en 2015, señalaba que 62,2% de la población analizada lee al menos un libro al año.

Sin embargo, la propia composición de la muestra deja fuera los hábitos de lectura de la población más joven, los menores de 15 años, que representan justamente uno de los públicos objetivos del Plan. Como se pretende incidir especialmente en esta capa de la población, uno de los indicadores con los que se deberá contar para medir el éxito de sus propuestas es el del porcentaje de lectores entre los 6 y 15 años, para lo cual sería necesario realizar nuevos estudios.

Por esta razón, y porque los índices de fomento de la lectura dependen de muchos y muy variados factores, algunos de los cuales exceden las variables de este Plan, se ha estimado preferible trazar otros indicadores que midan de forma directa el impacto del plan y la consecución de sus objetivos, concretamente:

  • Número de medidas puestas en marcha.
  • Número de entidades públicas implicadas.
  • Número de entidades privadas implicadas.
  • Número de convenios de colaboración firmados.
  • Número de ayudas otorgadas.

La medición de estos indicadores, así como del presupuesto invertido del Plan, se realizará anualmente.

Subir