Ud está aquí:
  1. Inicio
  2. Acerca de
  3. Recoger el testigo

Volver

Recoger el testigo

Ilustración Javier Olivares

El Plan de Fomento de la Lectura 2017-2020 pretende ser, fundamentalmente, un plan de estímulo de la demanda. El diseño de las líneas estratégicas y los programas responde en gran parte al deseo de animar el gusto por los libros en nuestra sociedad y, en este sentido, se puede afirmar que, en tanto que combina medidas nuevas con otras ya existentes que han permitido cosechar excelentes resultados, recoge el testigo de los dos anteriores planes puestos en marcha por este mismo departamento en la década pasada.

El primer Plan a escala nacional se desarrolló de 2001 a 2004. Bajo el lema Leer te da más, se estructuraba en cinco ejes de actuación: instrumentos de análisis para conocer la realidad de la lectura, las bibliotecas y las librerías en España; proyectos de fomento del hábito lector dirigidos a la población escolar en los centros docentes; proyectos de potenciación de las bibliotecas públicas como centros de fomento de la lectura; acciones de comunicación y actividades de animación a la lectura en sentido estricto.

Posteriormente, en octubre de 2005, se anunció una nueva edición del Plan de Fomento de la Lectura, en la que se insistía en la promoción de la lectura como una tarea común a todos, con especial incidencia en el papel de la familia. A este respecto, la campaña publicitaria lanzada se basaba en el mensaje Si tú lees, ell@s leen. El Plan finalizó formalmente en 2008 y, desde entonces, el paquete de medidas de fomento de la lectura se ha mantenido relativamente estable hasta hoy.

Pero no solo se han llevado medidas de fomento de la lectura en el ámbito de la Administración General del Estado. Hay también que aplaudir las numerosas iniciativas desarrolladas por comunidades autónomas y corporaciones locales que, en el ejercicio de sus competencias, han aprobado diferentes planes de fomento de la lectura y otros específicos en el ámbito educativo. De hecho, con objeto de sumar esfuerzos y compartir conocimientos, la Conferencia Sectorial de Cultura creó el 20 de mayo de 2013 un grupo de trabajo para coordinar actividades de fomento de la lectura entre las distintas administraciones.

Es solo gracias al impulso de todas las administraciones y las instituciones del sector privado que podemos afirmar que, a pesar de los vaivenes económicos, se ha promovido de manera sostenida y sistemática esa herramienta básica para el ejercicio del derecho a la educación y la cultura que es la lectura. Por eso, como no podía ser de otra manera, nuestro primer deseo es reconocer y agradecer los esfuerzos de todos aquellos que han colaborado en esta labor a lo largo de los últimos años y que, directa e indirectamente, han contribuido al nacimiento de este tercer Plan de Fomento de la Lectura con el que modestamente esperamos llevar su testigo un poco más lejos.

Subir